laliga.es

El Sporting, con fe, superó por 2-1 a la Ponferradina en partido correspondiente a la jornada 8 de LaLiga SmartBank disputado en El Molinón a puerta cerrada, debido al coronavirus. Los rojiblancos remontaron tras un gol visitante, que nunca debió de subir al marcador.

Incidencias: 15 grados de temperatura en día nublado con lluvia intermitente al inicio del partido. Terreno de juego en buen estado. El Sporting saltó al terreno de juego con una camiseta de apoyo al jugador juvenil Fernando Somolinos, que esta próxima semana será intervenido quirúrgicamente, lo que le ha impedido estar una jornada más como balonero en El Molinón. Diego Mariño por el Sporting y Ríos Reina por la Ponferradina oficiaron de capitanes. El equipo berciano jugó con su segunda equipación, de color negro.

Cumplido el primer cuarto de hora, el partido se le puso cuesta arriba al Sporting. Penalti en contra, que rechazó Diego Mariño a Pablo Valcarce, pero el balón le llegó a Kike, que remató a gol. Ni el VAR ni el árbitro se apercibieron de que había partido desde dentro de la media luna. Fue dado por válido el 0-1.

Enel minuto 66 llegó el tanto del empate. Tras recibir de Pablo García, Manu García lo hizo todo: se marchó de cuantos le salieron al paso, buscó la posición y, cuando la encontró, chutó preciso y potente a portería.

El 2-1 llegó en el minuto 86. Le puso su firma el recién salido Álvaro Vázquez, tras emerger Manu García nuevamente en la creación.

Tras una magnífica segunda parte, el Sporting dejaba con toda justicia los tres puntos en El Molinón, donde hacía muchos meses que no sabía lo que era remontar un partido.

  • Debes estar registrado para responder a este debate.