realsporting.com

El Molinón – Enrique Castro «Quini» acogió el derbi de filiales correspondiente a la novena jornada de liga en el Grupo I de Segunda División B. Samuel Baños presentó un once con Joel Jiménez, Bogdan, Pelayo, Villalón, Espeso, Mecerreyes, Gragera, Bertín, Garci, Chiki y Sandoval.

1500 espectadores se dieron cita en el estadio gijonés para seguir los pasos del filial rojiblanco que no pudieron ver a los rojiblancos llevarse una victoria ante el filial oviedista. El partido comenzó con los dos equipos asentados en el terreno aunque el que golpeó primero fue el Vetusta. Un balón en el área que acabó rematado por Vanderson en claro fuera de juego que no vió claro el árbitro del encuentro. A partir de ahí el dominio rojiblanco fue claro con ocasiones para empetar el encuentro. Una de las más claras estuvo en las botas de Chiki. El delantero se plantó ante el meta oviedista tras una gran galopada pero su remate se estrelló en el palo. Seguidamente, Sandoval tuvo otra gran ocasión pero el remate acabó atrapado por Valens.

La segunda parte continuó con la misma tónica de la primera. En el minuto 50, Bogdan se plantó en la portería carbayona pero Valens despejó el chut del lateral sportinguista. Si el asedio rojiblanco era claro, en el minuto 61, el Vetusta se quedó con un jugador menos por la expulsión de Riki. Seguidamente, Javier Mecerreyes pusó el corazón en vilo a la hinchada rojiblanca con un disparo que se perdió por muy poco. Los rojiblancos buscaban de todas las manera el empate y el carrusel de cambios para dar entrada a hombres frescos se hizo notar con Iván Elena, Gaspar y Bellini. El propio Iván Elena estuvo cerca de conseguir anotar pero el portero azul se adelantó a sus intenciones. Con el partido roto, el Vetusta tuvo la oportunidad al final de sentenciar pero el remate de falta de Viti se estrelló en el larguero.

Al final, victoria para el Oviedo Vetusta por 0-1 gracias al gol de Vanderson.

  • Debes estar registrado para responder a este debate.